!-- Global site tag (gtag.js) - Google Ads: 953696721 -->

En este post me gustaría ayudarte a diseñar tu propio plan dietético partiendo de la base que ya sabes que para perder grasa necesitamos reducir las calorías que ingieres frente a las que gastas, este sería un TIP demasiado generalista, pues también necesitamos tener un equilibrio en cuanto a macronutrientes y micronutrientes que permitan un correcto funcionamiento de nuestro organismo, pero como toma de contacto y para que comiences a familiarizarte con este tema, es un gran inicio.

Diariamente necesitas un mínimo de calorías para realizar tus actividades cotidianas, tanto físicas y mentales. Por lo que, para perder peso, debes ingerir las necesarias y no más, siempre y cuando lo hagas de manera saludable. 

Los alimentos traen en su etiqueta su contenido calórico y en casa puedes investigar cuántas son las calorías que contienen las frutas, vegetales y carnes en busca de una dieta equilibrada, aunque sabes que siempre puedes contactar con nosotros para que podamos resolver cualquier duda que te vaya surgiendo en este proceso.

Gasto calórico total 

Antes de iniciar el proceso de selección de comestibles por sus calorías, tienes que saber cuál es tu gasto energético diario. Puedes aplicar esta fórmula, si eres una mujer que tienes entre 18 y 30 años, multiplica 14.7 por tu peso y suma 496. Si eres mayor, entre 31 y 60 años, multiplica 8.7 x peso más 829.

Ambos resultados debes multiplicarlos por 1,5 si tu actividad física es sedentaria y por 1,6 si eres más activa. En caso de ser hombre (18-30 años), haz lo mismo, multiplica 15.3 por tu peso y suma 679, el resultado lo multiplicas por 1,6 si tu esfuerzo físico es leve.

En caso de estar en el rango entre 31 y 60 años, multiplica 11.6 por tu peso y suma 879. Lo que te da, lo multiplicas por 1,7 si no eres sedentario. Hay quedestacar que hay otros factores que inciden en tu gasto energético por ejemplo si eres hipertenso, diabético, si sufres de alergias, migrañas o si estás en un tratamiento.      

Perder peso en casa

Las dolencias físicas influyen porque exigen un cambio en la alimentación. Por su parte, los que practican un deporte saben que cada disciplina está diseñada para perder un promedio de calorías y para desarrollar masa muscular. 

A algunas personas no les gusta ir al gimnasio, pero pueden realizar pequeñas sesiones de ejercicios sin salir como hacer estiramientos, practicar yoga y hasta las labores domésticas como aspirar la alfombra, limpiar el coche, podar, porque implican un nivel de esfuerzo físico importante, recuerda que las pequeñas sumas influyen de manera importante a largo plazo.